Asociación de Psicología para la Autorrealización y Yoga Integral
Inicio

Yoga Integral

El yoga es una compleja y antigua tradición mística con una historia de más de 5000 años. La civilización del yoga se originó y desarrolló en lo que es hoy la actual India, concretamente en los valles del rio Saraswati (desaparecido hacia el 1900 a.c.) y el rio Indus.

El yoga es lo que tradicionalmente se denomina una enseñanza para la liberación (moksha-shástra), aunque también podríamos decir para el despertar, la emancipación, la iluminación o quizás más cercano y familiar, para la autorrealización. Dicho despertar se refiere a librarse de la profunda creencia de vivir como un individuo independiente con libre albedrío y “separado” del resto del mundo. En este sentido, decir que en la lengua sánscrita uno de los significados de la palabra yoga se traduce como unión y por tanto volver a la no separación. Desde la perspectiva del yoga (y de la mayoría de tradiciones místicas de la humanidad), esta vivencia-creencia que parece de lo más real y que resulta ser lo más normal en las personas, es la ilusión (maya), espejismo que es la causa del sufrimiento (dukha) humano.

Yoga es pues una vía de liberación y aunque haya gran diversidad de “yogas”, todas las ramas, escuelas y líneas apuntan o deberían apuntar a YOGA. Otra cosa es el gran desconocimiento y malentendido que se ha popularizado y en muchas formas de yoga actuales la esencia yoga no existe o escasea y la cosa se queda en una práctica para acondicionar y relajar el cuerpo y mente, en una mejora, en un “crecimiento” personal, etc. Y de alguna manera esto parece normal, ya que parece ser que en la característica humana solo una minoría de minorías prioriza como valor de la vida por este intenso impulso trascendencia y liberación (mumushuktua) y cuando estas disciplinas místicas se socializan, llegan a ser casi una moda, pierde en muchas ocasiones su esencia real.

Además de liberación el yoga también se refiere a todos los métodos, prácticas y disciplinas que conducen a yoga, y en este sentido la tradición védica (vaidika dharma, cultura de donde procede el yoga) es una de las más ricas y variadas de la humanidad y desde sus orígenes se han ido consolidando múltiples y variados “yogas”. Resaltar que en este sentido la vaidika dharma muestra total libertad y abertura a todas las formas y variedad de métodos que pueda abarcar la dimensión humana. Cualquier forma es buena si es sincera y se dirige a la esencia. Y como muestra el Bhagavad Gita:

“Según la manera en que los hombres se abren a mi, así yo me muestro a ellos. Tal y como me aman, yo les amo. Pues, aunque muchos son los senderos del hombre, finalmente todos llegan a mí.” B.G. IV, 11

Toda esta variedad espiritual y diversidad de “yogas” pueden algunas resultar absurdas e incluso a veces contradictorias entre ellas si se mira de manera superficial y sin conocer su verdadera base fundamental. Y por muy simple que pueda resultar una aproximación yóguica determinada, todas ellas requieren un profundo compromiso de auto transformación. Si no nos entregamos a sobrepasar el miedo al cambio y tendemos a aferrarnos a nuestros hábitos establecidos, no podrá haber yoga, no lo podremos reconocer en nuestra aparente persona.

De entre todas las formas de yoga podemos distinguir seis ramas principales que se adaptan a los diferentes temperamentos, caracteres, etapas y necesidades de la vida humana. Por lo que el yoga puede encajar en cualquier tipología ya que cada rama pretende corresponder a alguna de esas distintas preferencias y capacidades:

A las tres primeras se les suele llamar ramas, ya que se consideran las tres fundamentales y al resto se les suele denominar escuelas.

El yoga integral es una práctica combinada de estas seis principales ramas y escuelas, también se le denomina purna-yoga (yoga completo). Esta síntesis de diferentes métodos tradicionales de yoga fue creada por Sri Aurobindo (1872-1950), quien promovió también esta práctica conjunta. Ha tenido varios estilos y uno de los impulsores fundamentales fue Swami Sivananda.

El estilo de yoga integral de APAYI sigue la escuela “unitiva” creada por Jordi Barqué (fundador de APAYI) y es principalmente una combinación de jñana-yoga, tantra, vedanta advaita, psicología de la autorrealización y hatha-yoga línea unitiva. El hatha-yoga línea unitiva está basado en Nil Hahoutoff y la psicología de la autorrealización.

Eventos 2016-2017

Revista Autorrealización

Sitios recomendados

Última actualización: Noviembre 2017